“La lucha es global”: Trabajadores tras el mundo están en solidaridad con los trabajadores automotrices en huelga

Desde Brasil y México a Sudáfrica y Malasia, la solidaridad laboral internacional está reforzando la lucha de la UAW.

Jeff Schuhrke

El sindicato de trabajadores metalúrgicos de Curitiba (SMC) en una asamblea en Brasil para expresar apoyo y solidaridad con la huelga de trabajadores automotrices norteamericanos. SINDICATO DOS METALÚRGICOS DA GRANDE CURITIBA / FACEBOOK

Read this story in English.

Tras la primera huelga simultánea en General Motors, Ford y Stellantis, el sindicato United Auto Workers (UAW por sus siglas en inglés; traducido como: Trabajadores del Automóvil Unidos) está apoyado no solo por una mayoría de Estadounidenses, sino también por mucho del movimiento laboral internacional. 

En las últimas dos semanas, la UAW ha recibido mensajes de solidaridad de organizaciones laborales en varios países, incluyendo una carta del Sindicato Nacional de Trabajadores Metalúrgicos de Sudáfrica y un email del Sindicato Nacional de Trabajadores de Equipos de Transporte e Industrias Afines de Malasia — ambos quienes representan a los trabajadores automotrices en sus respectivos países. 

El mundo nos observa, y la gente está con nosotros”, dijo el Presidente de la UAW Shawn Fain el viernes pasado. De Sudáfrica a Malasia, seguimos recibiendo cartas y mensajes de fuerza y apoyo, alentando a nuestros miembros a persistir hasta ganar — y lo haremos.”

Tal solidaridad global no solo levanta la moral de los trabajadores en huelga, pero también es esencial para la lucha de la UAW para frenar la carrera hacia el abismo, en que las empresas multinacionales trasladan su producción a donde puedan explotar más a los trabajadores. 

Esta dinámica se ha visto de forma particular en Mexico, el proveedor principal de partes automotrices a los Estados Unidos. Desde al menos los años 80 — y especialmente después de que el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (NAFTA, por sus siglas en ingles) entró en vigor en 1994 — los tres grandes fabricantes de automóviles de los estados unidos (Ford, GM y Stellantis) han amenazado con trasladar la producción a México para forzar concesiones de la UAW. 

Aproximadamente 300,000 trabajos en la industria automotriz Americana se han perdido tras NAFTA, y los salarios reales para trabajadores automotrices han caído 30% en los últimos 30 años. 

Mucho de eso se debe a la deslocalización de producción a México,” dice Rob McKenzie, un representante de la UAW jubilado quien trabajó en la planta de ensamblaje de ciudades gemelas de Ford en St. Paul, Minnesota. Lo único que pudo haberlo evitado es ayudar a los trabajadores Mexicanos mejorar su paga, beneficios, y condiciones laborales.” 

Sign up for our weekend newsletter
A weekly digest of our best coverage

Una de las concesiones más significativas de la UAW en años recientes fue aceptar la imposición de escalones separados de paga y beneficios, que el sindicato ahora está luchando para eliminar. Ford, GM y Stellantis pagan significativamente menos a los trabajadores Mexicanos que a sus compañeros Estadounidenses por hacer el mismo trabajo requiriendo de las mismas habilidades (tan poco como $2.54 por hora), la diferencia salarial extrema tras la frontera es en sí un tipo de escalón. 

El primer escalón fue entre trabajadores Mexicanos y Estadounidenses,” dice Meizhu Lui, co-coordinadora del Proyecto de Solidaridad con México (MSP por sus siglas en ingles), un grupo activista que promueve el activismo transfronterizo. 

Continua: Tanto como la UAW quiere unificar sus miembros al eliminar los escalones, espero que vean que tambien tienen que eliminar esta partición entre los trabajadores Mexicanos y Estadounidenses.”

Figuras anti-sindicales como presentador de CNBC Jim Cramer han argumentado que las compañías automotrices deberían deslocalizar los trabajos a México en lugar de acceder a las demandas de la UAW, mientras que Stellantis recientemente cesó sus operaciones en una planta lucrativa en Belvidere, Illinois, y trasladó la producción a Toluca, México. Estas condiciones indican la urgencia de la solidaridad laboral internacional. 

Solidaridad en México

Aunque la industria automotriz Mexicana ha sido sindicalizada durante decadas, por décadas, la negociación colectiva fue denegada por oficiales sindicales corruptos charros” en liga con empleadores y el estado. Pero gracias a una reforma laboral de 2019El Mecanismo Laboral de Respuesta Rápida en el Tratado entre México, los Estados Unidos y Canadá (USMCA, por sus siglas en ingles), los trabajadores mexicanos estan formando sindicatos democráticos e independientes capaces de luchar por mejores salarios y condiciones laborales a pesar de la oposición intensa de jefes y los sindicatos charros. 

Comenzando en una planta de ensamblaje GM en Silao en Febrero 2022, miles de trabajadores en las instalaciones de fabricación de méxico han reemplazado exitosamente sus sindicatos corruptos con sindicatos nuevos e independientes. El movimiento en Silao recibió ánimoapoyo de la UAW y Unifor, el sindicato que representa a los trabajadores automotrices canadienses. 

México es probablemente el lugar más emocionante en que organizarse porque los trabajadores están activados y la ley laboral nueva y la USMCA crean un montón de oportunidad,” dice Maxwell Ulin, miembro de Unite All Workers for Democracy (UAWD por sus siglas en inglés, traducido como Unir a todos los trabajadores por la democracia), un comité de reforma de la UAW que ayudó a elegir a Fain como presidente del sindicato a principios de este año. 

Esta primavera, Ulin ayudo a formar el comité de solidaridad con méxico e internacional de la UAWD, que está impulsando a la UAW a ofrecer apoyo financiero a los sindicatos nacientes independientes Mexicanos y desarrollar relaciones más directas y colaborativas para que los grupos laborales puedan realizar acciones laborales coordinadas en ambos lados de la frontera. 

Es una inversión que vale la pena para la UAW y otros sindicatos,” dice Ulin. El principio fundamental de un sindicato es que creas la unidad tras la fuerza laboral para poder interrumpir la producción.” 

Mientras tanto, sindicalistas mexicanos ya están tomando acción. 

En respuesta a la huelga de la UAW el 18 de septiembre, un grupo de trabajadores con el Sindicato Independiente De Trabajadores De Goodyear México (SITGM) — un afiliado de La Liga Sindical Obrera Mexicana (La Liga), — tuvo una protesta solidaria en frente de las oficinas de GM en la Ciudad de México. El mes pasado, el sindicato ganó una elección de representación para negociar contratos cubriendo a 1,150 trabajadores en una fábrica de llantas Goodyear en San Luis Potosí.

En un mensaje grabado durante la demostración, un representante de SITGM se dirigió a los miembros de la UAW, diciendo, Estamos en solidaridad con su demanda para un aumento salarial, y creemos que estas empresas multinacionales deberían proveer un aumento en cada país en que operan, como Mexico.”

Otros sindicatos independientes también están expresando apoyo para la UAW, incluyendo a el Sindicato Minero Los Mineros”, que representa a aproximadamente 1,500 trabajadores en una fundición a propiedad de Stellantis en Coahuila, y la Unión Nacional de Trabajadores por Aplicación (UNTA). La Federación de Sindicatos Independientes de las Industrias Automotriz, Autopartes, Aeroespacial y del Neumático (FESIIAAAN) — que es compuesta de varios sindicatos, incluyendo a Los Mineros — también mandó un mensaje de solidaridad a la UAW que dice, Sin importar donde trabajamos, la lucha es de todos.”

Lui dice que la MSP ha escuchado que algunos trabajadores de asamblea en Silao están comprometidos con rechazar horas extras voluntarias en solidaridad con los trabajadores en huelga, como lo hicieron durante la huelga de 2019 de la UAW. 

Israel Cervantes, un ex-trabajador en GM quien ayudo a liderar la campaña sindical en la fabrica Silao (y fue despedido por la compañía por sus esfuerzos), se unirá con trabajadores en huelga de la UAW en la linea de piquete en Detroit esta semana. Ahora un organizador con el centro de trabajadores Casa Obrera del Bajio, Cervantes fue invitado a hablar en el Latina/​o Worker Leadership Institute (traducido como el Instituto de Liderazgo de Trabajadores Latinos) en la universidad de Michigan antes de que comenzara la huelga. 

En una declaración a principios de este mes, Cervantes escribió, Con la visión clara que si el patrón es transnacional las representaciones sindicales también tienen que globalizarse, hacemos un llamado a las trabajadoras y los trabajadores de estas empresas y la industria automotriz en méxico para no permitir que les aumenten la velocidad en sus lineas de produccion.”

Miembros del Comité Fronterizo de Obrer@s (CFO). (PHOTO COURTESY OF FRANK HAMMER)

El Comité Fronterizo de Obrer@s (CFO), un grupo sin fines de lucro enfocado en el empoderamiento de las mujeres y los trabajadores en el norte de méxico, también posteó un mensaje de solidaridad. El año pasado, la CFO ayudo 400 trabajadores en una instalación en Piedras Negras que hacen tapizados para autos a ganar un sindicato independiente. En lugar de negociar un contrato, VU Manufacturing — el dueño basado en Michigan de la instalación—frenó la producción este mismo año y despidió a los trabajadores, dejando a 71 sin la indemnización que les correspondía. 

Activistas laborales temen que podría ser un precedente negativo para el movimiento independiente sindical de méxico. 

Si logran frenar las operaciones sin tener que pagar la indemnización como se debía — sera una señal que la USMCA no tiene poder verdadero y que las compañías pueden intentar hacer lo mismo,” dice Lui. 

Este Martes por la mañana, activistas del MSP, UAW, UAWD, Labor Notes, Socialistas Democráticos de América, el Latina/​o Worker Leadership Institute, y Casa Obrera del Bajío (incluyendo a Cervantes) protestan afuera de la oficina central de VU en Troy, Michigan para demandar que la compañía pague la indemnización debida a los trabajadores despedidos. 

Los trabajadores en ambos países se están dando cuenta que tan esencial es fomentar solidaridad internacional para avanzar sus propios intereses”, dice McKenzie, quien recientemente escribió un libro sobre una lucha sindical en una planta mexicana de Ford que fue violentamente frenada en los 1980. Esto no ha ocurrido antes. Esto es significativo y positivo.”

“Lo sorprendente es que todo esto es orgánico, que dice mucho sobre el mensaje de la UAW—es universal.”

La lucha es global”

Mas alla de mexico, sindicatos en Venezuela, AlemaniaItalia han declarado su apoyo para la huelga de la UAW, como lo ha hecho la federación sindical global IndustriALL. Kristyne Peter, directora del departamento de asuntos internacionales de la UAW, le dice a In These Times que los sindicatos y trabajadores en Bélgica, España, El Reino Unido y Tailandia tambien han mandado mensajes de solidaridad.

Lo sorprendente es que todo esto es orgánico, que dice mucho sobre el mensaje de la UAW — es universal,” dice Peter. 

Trabajadores sindicalizados en una planta de asamblea en Melfi, Italia tomaron parte en una huelga de un dia el 18 de septiembre para protestar que la compañía no había proporcionado información sobre los modelos de automóviles nuevos por producirse ahí. Aunque la protesta laboral no fue relacionada directamente con la huelga de la UAW, Fain dijo que era una inspiración” y expresó su apoyo el viernes pasado. 

Hay una inclinación más fuerte por la UAW de hoy para ver a la solidaridad internacional como esencial,” dice Frank Hammer, un trabajador jubilado y expresidente del Local 909 de la UAW en Warren, Michigan. 

Un activista a largo plazo y miembro de UAWD, Hammer dice que espera que el liderazgo nuevo de la UAW apoyara a un grupo de trabajadores colombianos de GM que fueron despedidos sin indemnización en 2011 después de haberse lastimado en el trabajo, y que han demandado justicia desde entonces. 

Hay entusiasmo en la UAW para solidaridad internacional, pero me gustaría ver más,” dice. 

Tal vez ningún sindicato fuera de los estados unidos ha demostrado apoyo más apasionado para la huelga de la UAW que el sindicato poderoso de brasil, sindicato de trabajadores metalúrgicos, que representa a los trabajadores en los sectores industriales del sureste del país. 

En Curitiba, miles de trabajadores en Volvo y Renault tuvieron manifestaciones afuera de sus plantas en solidaridad con la UAW. Es una pena que los ejecutivos de [Ford, Stellantis y GM], que no producen nada, disfrutan de aumentos salariales significativos mientras que los trabajadores…no disfrutan de lo mismo,” dijo Sérgio Butka, presidente del sindicato de trabajadores metalúrgicos de Curitiba. Esta lucha es global, y también nuestra solidaridad.” 

Los trabajadores metalúrgicos de São José dos Campos y São Paulo también grabaron mensajes de video expresando su apoyo entusiasmado para los trabajadores estadounidenses en huelga.

Simultaneamente, el 19 de septiembre, el ministro de trabajo Luiz Marinho — quien estaba en Nueva York para la Asamblea General de las Naciones Unidas—se encontró con líderes de la Región 9 y 9A de la UAW. 

Como el presidente izquierdista de Brazil, Luiz Inácio Lula da Silva, Marinho antes fue trabajador automotriz y líder en el sindicato de trabajadores metalúrgicos. 

Peter, el director internacional de la UAW, atendió a la junta con Marinho y dice que el ministro de trabajo se reunió con presidentes de seis sindicatos brasileños, quienes querían demostrar su apoyo para la UAW y hablar sobre el impacto de tecnología nueva sobre trabajadores en ambos países. 

Entiende como se siente ofrecer la sangre, sudor y lágrimas en la línea, y el daño que causa,” dice Peter. Entiende lo que quieren lograr los miembros de la UAW.” 

Después, Marinho informo a Lula sobre la reunión y los dos posaron para fotos con una camiseta de la UAW. Al día siguiente, Lula y Joe Biden anunciaron una colaboración entre Brasil, los Estados Unidos y la organización internacional laboral para promover los derechos laborales en foros multilaterales como el G20 y la cumbre climática COP 30

En Brasil, como en varios otros países, los sindicalistas observan la lucha de la UAW con anticipación. 

La huelga de los trabajadores automotrices norteamericanos es de gran importancia para los trabajadores en todo el mundo quienes, en años recientes, han visto una reestructuración que ha reducido a la paga y los derechos laborales,” dice una declaración del sindicato de trabajadores metalúrgicos de São José dos Campos. Ahora, nuestras camaradas en los estados unidos están tomando acción, para recuperar y expandir los derechos. ¡Su victoria será la nuestra! ¡Toda nuestra solidaridad!”

Help In These Times Celebrate & Have Your Gift Matched!

In These Times is proud to share that we were recently awarded the 16th Annual Izzy Award from the Park Center for Independent Media at Ithaca College. The Izzy Award goes to an independent outlet, journalist or producer for contributions to culture, politics or journalism created outside traditional corporate structures.

Fellow 2024 Izzy awardees include Trina Reynolds-Tyler and Sarah Conway for their joint investigative series “Missing In Chicago," and journalists Mohammed El-Kurd and Lynzy Billing. The Izzy judges also gave special recognition to Democracy Now! for coverage that documented the destruction wreaked in Gaza and raised Palestinian voices to public awareness.

In These Times is proud to stand alongside our fellow awardees in accepting the 2024 Izzy Award. To help us continue producing award-winning journalism a generous donor has pledged to match any donation, dollar-for-dollar, up to $20,000.

Will you help In These Times celebrate and have your gift matched today? Make a tax-deductible contribution to support independent media.

Jeff Schuhrke is a labor historian, educator, journalist and union activist who teaches at the Harry Van Arsdale Jr. School of Labor Studies, SUNY Empire State University in New York City. He has been an In These Times contributor since 2013. Follow him on Twitter @JeffSchuhrke.

The War on Protest Cover
Get 10 issues for $19.95

Subscribe to the print magazine.